miércoles, 26 de diciembre de 2007

deplorable.-

Hace tiempo empezásteis a delinear lo que iba a ser vuestra historia perfecta. Hace meses habéis empezado a plasmar todo aquello que, aún existiendo yo, os daba alas para seguir adelante. Hoy te he visto y estabas a mi lado, pero te he sentido más lejos que nunca. Me molesta tu ignorancia y arrogancia. Odio que hagas ese recorrido. Me enoja que estés con ella. Sin embargo, lo que más me duele es la decepción. Me has decepcionado y aún no te has dado ni cuenta. Me has humillado y no eres consciente. Me has atormentado y aún no lo sabes. Pero lo que tengo clavado es que me hayas decepcionado.

Dejé de ser protagonista de una historia perfecta para ser actriz secundaria y olvidada de la misma historia, pero protagonizada por otra. Y ahora compagino el trabajo para poder ser actriz secundaria y antagonista de un cómic.

Siento haber derramado el bote de tinta sobre las páginas dibujadas hasta ahora. Las he colgado para que se sequen. Pero tengo miedo de que se pierda todo aquello que dibujaste. Sería difícil volver a empezarlo todo, otra vez. Cada gota de tinta lleva plasmado un grano de decepción. Y sé que es lo que más duele.

Y o: dícese de persona deplorable*

1 comentario:

Arturo dijo...

no ets deplorable...t'ho puc asegurar.


un petó