jueves, 19 de junio de 2008

palabras.-

Permítanme que les hable de un nuevo lugar. Estoy segura de que no sabré transmitir lo que realmente quiero porque la sensación de estar rodeada de grandes citas es imposible de describir. Una mera casualidad, como muchas de las que he vivido desde que la conocí, nos llevó a la puerta de un bar con un precioso y alentador nombre. El cafè de les paraules. Una vez leí que una buena cita es como una luz que ilumina toda la frase. Y es totalmente cierto. Me gusta recordar las citas textuales que dan sentimiento a un libro, aquellas que reflejan algo que no he sido capaz de expresar o las que representan una vida entera.

Hace años que empecé una relación de amistad entre las palabras y yo. Libros escritos por grandes personajes que me llevaban a paisajes inesperados, que me hacían vibrar y me alentaban a querer ser algo en esta vida. Transmitir lo que más queremos es un tanto difícil, y cada día un poco más. Pero la mayoría de veces siempre existe una palabra, la palabra perfecta. Tienen un poder más elevado, mucho más del que la mayoría de mortales le otorgan. Pero, escúchenme. Deténganse un momento y piensen en aquellas palabras que leyeron una vez, aquellas que les marcaron para siempre. Piensen y verán como recuerdan algunos versos o fragmentos de algún libro. Y es que toda palabra bien confeccionada significa un recuerdo perenne en la memoria.

Quiero perder horas sentada en la mesa de un bar, con un buen libro entre las manos. Observar la gente que pasea y no le presta atención al local que justo están rodeando. Es un refugio de grandes escritores, donde sus mejores palabras quedan recogidas en cualquier lugar. Una frase en la pared, en la parte trasera de la carta de cafés, en las mesas... Cualquier rincón dotado de sentimiento. Es apasionante. Pero, lo mejor de todo, es que es refugio de escritores en potencia. Aquellos que anhelan fervientemente poder escribir algo que perdure en la memoria de algunos y que recuerden, ni que sea, una insignificante cita de las muchas escritas.

Quiero el don de la palabra*

4 comentarios:

Anónimo dijo...

lo tienes!!

tu admiradora

karmeta dijo...

Tanta es tu pasión por ellas, que no has podido esperar ni un día para actualizar.

Me gusta me gusta.

Arturo dijo...

desprès de llegir abans els comentaris que el text... entenc el que diu la admiradora =)

jo recordo cites de películes, sí, cadascú tira pel seu món, però si hagués de triar alguna de algun text que he llegit... no crec que fos una frase de un llibre, sinó una frase de una futura escriptora de llibres/contes.

un peto preci0sa*

Anónimo dijo...

Arturo.....no creas k t kedas muy atrás.....es más, diría que con otro compás, tus palabras hacen bailar del mismo modo....
No dejéis nunca de nutrirme, please....

Admi