lunes, 8 de diciembre de 2008

las letras del dibujante.-

Y hoy es el día en que la historia perfecta se convirtió en cuento. La libreta negra, virtual, por fin se convirtió en algo material. Rebosa letras de un puño cansado pero al que le ha encantado releer veintidós historias pasadas. Todo empieza con la descripición, pero sin ilustración, de los dos protagonistas. La percepción que tienen mútuamente el uno del otro. Los héroes y los superpoderes, los villanos inexistentes pero que en su día marcaron unas viñetas del cómic. Pero no no, el trabajo se ha hecho con esmero para que nada se filtrara en el cuento de ellos dos. El mejor capítulo es el del ret0; la capacidad de los dos junta. Un regalo. Pero sólo para ellos. Y todo para conseguir la eternidad de lo que tiempo atrás empezó. Pese a que el perfume de la musa fue pasajero, y mucho mejor así, la esencia de aquello siempre permanecerá. De la misma manera que el sol siempre estará presente. Y es que todos los días hay una puesta de s0l. Y yo sólo quiero que todo continúe y poder escribir desde la distancia, todo aquello que los dos personajes del cuento sigan viviendo. Porque, a diferencia de Peter Pan, ellos crecerán. Mim y dibujante se harán mayores, pero espero que recorran, aún, un largo camino juntos. Que sean paralelos, que no se crucen en un mismo punto, cada uno su línea paralela pero cerca, siempre cerca. Y es que si miráis estas líneas hacia el horizonte, os daréis cuenta de que parece que en un punto del infinito se junten. Es lo mejor. Estarán unidos, pero cada uno por su camino.
Sempre he tingut debilitat pel s0l*
s w e e t 2 2*

1 comentario:

Arturo dijo...

Qué te creías, que no comentaría esto? Que no mencionaría nuestro libro? Qué no te agradecería lo que haces, dices y provocas en mí?

Pues comento, menciono y agradezco.
Agradezco, y mucho, ser parte de eso que decimos no tener nombre; de aquello que dicen que muchos no entienden y otros dicen envidiar. Entre pleasures* nos hacemos fuertes y con nuestro libro podemos observarlo... mi propia libreta negra, escrita, firmada, homenajeada, con aroma a Mim, con sabor a nosotros... no lo olvidaré, y espero que tu puño, tras el esfuerzo, tampoco.

Sigue cerca aunque sea lejos, desde cualquier M de tus viajes recuerda que alguién, aquí, estático, siempre te necesitará.




Moltes gràcies s0l*=)